lunes, 2 de noviembre de 2015

Desarrollan piel artificial que detecta "calor, presión y sonido"


Un equipo de investigadores del Instituto Nacional de Ciencia y Tecnología de Ulsan y la Universidad de Dong-A, ambas en Corea del Sur, han desarrollado una piel artificial que puede detectar la presión y el calor, con un alto grado de sensibilidad y al mismo tiempo. En su artículo publicado en la revista Science Advances, el equipo describe cómo crearon la piel, lo que encontraron en las pruebas y los otros tipos de cosas que pueden sentir. Muchos científicos de todo el mundo están trabajando para desarrollar piel artificial, tanto para beneficiar a los robots como a  los seres humanos que han perdido sensibilidad de la piel o de las extremidades. 


Tales esfuerzos han dado lugar a una amplia variedad de tipos de piel artificial, pero hasta ahora, ninguno de ellos había sido capaz de detectar la presión y el calor a un alto grado, ni al mismo tiempo. La nueva piel artificial es un sándwich de materiales; en la parte superior hay una superficie flexible destinada a imitar la huella humana (se puede sentir la textura), por debajo de la que se establecen sensores intercalados entre láminas de grafeno. Los sensores están en forma de cúpula y se comprimen a diferentes grados cuando la piel está expuesta a diferentes cantidades de presión. La compresión también causa una pequeña carga eléctrica que se mueve a través de la piel, como lo hace el calor o el sonido, que se transmite también a los sensores de más presión, según el calor o el sonido ejercido, hay más carga, los que  utiliza una computadora para medir el grado de impulsos "sentidos". La capacidad de detectar el sonido, nota el equipo, fue un poco de un -tanto sorprendente- puebas adicionales demostraron que la piel artificial era en realidad mejor en captar el sonido, que el micrófono de un iPhone. Piel inspirada en la yema del dedo, microestructurada, pieles ferroeléctricas que detectan y discriminan la presión estática, vibración dinámica, y los estímulos de temperatura al igual que el dedo humano lo hace. 


La piel artificial todavía tiene un largo camino por recorrer antes de que pudiera ser usada para fines prácticos, el equipo reconoce que aún no ha desarrollado un medio para la comunicación de datos desde la piel hasta un robot o un ser humano, por ejemplo, a pesar de que es una de las principales áreas de investigación en las que el grupo está centrando su atención, planean desarrollar un medio para hacerlo, que tenga en cuenta las capacidades especiales de la piel que desarrollaron, en lugar de simplemente conectarlo a un sistema o dispositivo ya existente.


Más Info: http://techxplore.com/news/2015-11-artificial-skin-pressure-simultaneously.html
y http://advances.sciencemag.org/content/1/9/e1500661.full


Síguenos en Facebook 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario